EL TÍTULO SE LE ESCAPA A UN BUEN CBN

/, Crónicas/EL TÍTULO SE LE ESCAPA A UN BUEN CBN

EL TÍTULO SE LE ESCAPA A UN BUEN CBN

Este pasado fin de semana llegaba el momento cumbre de la temporada para nuestro primer equipo masculino, el Sénior de Nacional, con la disputa de la Final a 4 de la categoría en busca del Campeón de Asturias y del equipo que subiría a Liga EBA.

Tras una campaña realmente ilusionante, los chicos de Rober se presentaban en la mítica cancha del Braulio, en el Grupo Covadonga de Gijón, con serias esperanzas de luchar por todo, aun sabiendo la dificultad de la empresa. La trayectoria del equipo a lo largo de la temporada hacía que las sensaciones fuesen positivas de cara al reto que se presentaba, pues en Liga regular habíamos competido bien con los tres conjuntos que nos acompañaban en esta fase final.

El sábado nos veíamos las caras con OCB, filial del equipo de LEB ORO, un equipo joven y con un físico exuberante, con el que nos habíamos repartido triunfos en la fase regular, en la que cada equipo ganó en su cancha. A pesar de haber quedado segundos en esa liga regular, el conjunto dirigido por Reme era para muchos el gran favorito, sobre todo desde que hace unas semanas se confirmó el descenso de Liga EBA del otro filial de OCB, el UNI, y la apuesta del club capitalino se centró en su conjunto de Nacional para recuperar esa plaza. El partido fue muy disputado, con los dos equipos a un gran nivel; los ovetenses parecían romper el partido en el segundo cuarto, con ventajas en torno a los 10 puntos y sobre todo con la sensación de tener maniatado el ataque occidental. Pero la salida de vestuarios puso de nuevo la igualdad en el luminoso, merced a unos sublimes minutos de Anxo y Charly, los dos principales argumentos ofensivos naviegos en todo el fin de semana. A solamente 23 segundos se produce la jugada clave del partido, con 71-69 para OCB Yardo recibe una clamorosa falta antideportiva, con canasta incluida; lo que debiera haber sido 71-71, un tiro libre y banda para Navia se convirtió por arte de magia en una falta normal y sin valer la canasta, es decir en 71-69 y dos tiros libres;  las imágenes hablan por sí solas. Mario metió el primero, pero el fallo del segundo ya obligó a hacer falta rápida. Oviedo convierte uno de ellos y deja 17 segundos para intentar ganar o llevar el partido a la prórroga; el fallo en ese postrer ataque deja el partido en manos de los muchachos de Reme.

Doble sensación, de orgullo por cómo se comportó el equipo hasta el final, y de rabia contenida porque hubiese factores externos que influyeron en el resultado de manera, a nuestro entender, muy decisiva. En fin, cosas del deporte, ya sabemos que son circunstancias que pueden pasar, no es la primera vez.

Tocaba madrugar el domingo para pelear por el bronce con los chicos de Atlética Avilesina. Fue un partido entretenido en el que creemos que se impuso el equipo que más motivado estaba. El jarro de agua fría de la tarde del sábado todavía estaba muy presente, la mentalización y la preparación de los nuestros estaba centrada en todo momento en lo más alto, y la imposibilidad de pelearlo el último día creemos que influyó en nuestros ánimos. Todo ello sin quitar un ápice de mérito al buen partido del equipo de Xavi Iradi, que supo jugar sus bazas en especial en los minutos en que CBN defendió en zona, con un gran acierto desde el perímetro, con Pelayo como artillero principal. Triunfo merecido de Atlética que se hace con el bronce de manera brillante.

En el último partido del año, y como preveíamos, OCB se hizo con el título a costa de los anfitriones, un Grupo Covadonga que, como es marca de fábrica de sus equipos, peleó hasta el final a pesar de que las circunstancias del partido no le permitieron disponer de alguno de sus mejores hombres en el tramo final. Enhorabuena a Reme y sus chicos.

Un poco triste el final de una temporada en la que el Club y gran parte de su entorno se ilusionó con la posibilidad de un ascenso que hubiera sido histórico, con un desempeño muy bueno de todos los jugadores, sabiamente dirigidos por Rober en su vuelta al banquillo del primer equipo tras 10 años. Sabor un poco amargo ante la posibilidad de que algún componente del equipo haya disputado sus últimos minutos con nosotros; ojalá siguiesen todos, pero entendemos que las circunstancias personales de algún jugador quizás puedan hacer que no sea así. De todos modos Chapeau a la actuación de todo el equipo, que ha hecho vibrar a la afición naviega en múltiples ocasiones a  lo largo del curso. Gracias por todo, chavales.

2024-05-07T11:22:14+02:00 7 mayo, 2024|Club, Crónicas|